AFE y Movimiento contra la Intolerancia proponen medidas al CSD tras últimos actos de odio

Foto: Primera RFEF (retransmisión)

La Asociación de Futbolistas Españoles (AFE) y el Movimiento contra la Intolerancia han propuesto medidas al Consejo Superior de Deportes (CSD) como la reunión urgente del Observatorio de la Violencia y la comprobación del cumplimiento por parte de los clubes de la prohibición de apoyo a grupos ultras.

Tras los últimos incidentes de odio ocurridos el pasado fin de semana en competiciones de fútbol, ambas entidades también reclaman una reunión del plenario de la Comisión Antiviolencia y la elaboración de un «informe-mapa» de situación sobre violencia, racismo e intolerancia en el fútbol y otros deportes afectados por el problema.

Entre las propuestas trasladadas al CSD figura igualmente que, de acuerdo a la Ley 19/2007 contra la violencia en el deporte, se disponga de un sistema para hacer seguimiento en webs y redes sociales de convocatorias y discursos de odio y que se apliquen de forma efectiva medidas como la instalación de cámaras en los aledaños de recintos, tornos y puertas de acceso.

El buen funcionamiento del sistema de información entre la Policía, la Fiscalía y la Comisión Antiviolencia y la puesta en marcha de un canal de información y denuncia de este tipo de conductas son otras de las peticiones, así como la aplicación de las sanciones previstas en la ley.

En este punto las propuestas aluden a contemplar todas las medidas, incluidas la paralización y suspensión del partido y retirada del campo por decisión arbitral, y sanciones ante falta de diligencia arbitral, junto a la revisión del protocolo de intervención.

En concreto plantean que los árbitros tengan «formación específica para que sepan con claridad cuándo y cómo se producen actuaciones que pudieran dar lugar a cánticos o insultos contra los intervinientes en los partidos, incluidos ellos mismos», y que si los árbitros no actúan de acuerdo al mismo no podrán ser parte de ningún equipo arbitral durante al menos los seis siguientes partidos.

«El protocolo de actuación de los árbitros debe ser tan claro que no deje lugar a dudas de cómo debe actuar, incluida la coordinación del árbitro de campo, del VAR, delegados de seguridad y fuerzas de seguridad para parar un partido por insultos racistas. Y esto debe de alcanzar todas las categorías del fútbol», añade el escrito de AFE y el Movimiento contra la Intolerancia.

Texto: Agencia EFE

Autor / 9733 publicaciones

Tu periódico de fútbol y deporte base de la Comunitat Valenciana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *