El Villarreal cae frente al Atlético y desciende a Primera RFEF tres años después del ascenso (1-0)

El destino ha querido que el Villarreal Femenino desciendo a Primera RFEF. Se ha apurado hasta la última jornada, pero las groguetes no han podido vencer al Atlético de Madrid (aunque les valía igualar el resultado del Granada) y, de esa manera, pierden la categoría 3 años después de lograr aquel épico ascenso por primera vez en su historia. En esta ocasión, las cuentas estaban claras: con un punto por encima del Granada, las de Sara Monforte necesitaban ganar al ATM o hacer lo mismo que el equipo nazarí en Ipurúa. Ninguna de las dos premisas se ha dado.

Las colchoneras llegaban al último baile con un objetivo importante: ganar y volver a la Champions League. Y lo cierto es que en los primeros 30 minutos, el dominio era rojiblanco. Ajibade, muy activa durante todo el encuentro, comenzó a ser un quebradero de cabeza para la defensa amarilla que sufría de lo lindo (a pesar de ser 5). Sheila Guijarro, exgrogueta, también lo intentaba con un remate de cabeza que se marchaba desviado. El Villarreal se tambaleaba en el borde del precipicio, más aún cuando Ana Vitória estrellase un balón en la cruceta. Sin respiración en el banquillo amarillo. Al descanso, las locales no encontraban explicación a que el marcador todavía fuese 0-0.

Tras la reanudación, el ATM se enteró que el Levante vencía en el Ciutat al Madrid CFF arrebatándole así la plaza europea al cuadro indio. La victoria era necesaria como el comer. Pero el gol no llegaba y el Villarreal seguía defendiéndose con uñas y dientes sin poder siquiera transitar. Todo se jugaba en campo de las de Monforte que estaban ahogadas. Y claro, al final, tanto va el cántaro a la fuente que acaba rompiéndose. Boe Risa puso un centro desde la izquierda, Cubedo y Thais Reiss se hicieron un lío en el despeje y Ajibade aprovechó para poner el 1-0. Un gol que dejaba en la estocada a las groguetes que necesitaban voltear el marcador o que el Eibar empatase ante el Granada.

Misión imposible porque el tiempo se agotaba y solo quedaban 10 minutos. De perdidos al río, Lucía Romero y Nerea Pérez entraron y las centrales subieron al área rival para tratar de cazar algún balón aéreo. Muchos pelotazos ‘a la olla’, pero ninguno con peligro real. Así terminaba la andadura del Villarreal Femenino en Liga F. Después de 3 años, la entidad bajaba a la categoría de plata cuajando una temporada complicada. Lo cierto es que el equipo tuvo una primera parte del curso notable donde logró 3 triunfos consecutivos en febrero que le hicieron tener un colchón de 8 puntos sobre el descenso. Ese margen se esfumó con una dinámica muy negativa en marzo, abril y mayo donde no se logró ni un solo triunfo hasta la penúltima jornada vs Sporting de Huelva.

Palo durísimo para el club que creía muy mucho en poder lograr la salvación y más aún después del buen ritmo que llevaba la plantilla en febrero. El fútbol tiene estas cosas y al Villarreal Femenino le ha tocado vivir la cara amarga. La impotencia es grande sabiendo que en febrero la película era distinta. En unos días, el club, con Sergi Campos al mando de la sección femenina, se pondrá a trabajar para armar un buen proyecto que devuelva al equipo a la máxima categoría.

Autor / 648 publicaciones

Área Villarreal CF. Periodista deportivo. Cubriendo al fútbol base, al bonito, al de verdad. Me leeréis por aquí con todo lo relacionado con la cantera del Villarreal desde el filial hasta los juveniles y más.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *