Toda la información del fútbol base valenciano

Una incongruencia de película

COMPARTIR
, / 894 0

Foto: Àpunt

Uno de los planos generales durante la retransmisión de los III Premis de l’Audiovisual Valencià este miércoles ofreció una imagen bastante clara de la configuración del auditorio del Palau de les Arts durante la ceremonia. Un recinto cerrado con capacidad para 1.490 personas y que, durante la gala, acogió a varios centenares de invitados -sentados en el patio de butacas con distancia de seguridad y mascarilla- en uno de los actos más importantes del sector audiovisual en la Comunitat.

Varios lectores de ESPORTBASE –Rafa Lecha, padre de un joven practicante de fútbol base, entre ellos- nos llamaron la atención al respecto de la imagen y de la total incoherencia respecto a las medidas impuestas el pasado 6 de noviembre por parte de la Conselleria de Sanitat i Salut Pública. Y tienen razón.

¿Por qué el cine y la televisión sí y el deporte no? ¿Por qué una gala como la de este sábado pudo celebrarse con total normalidad y, en el lado contrario, vivimos el tercer fin de semana consecutivo con todos los recintos deportivos de la Comunitat cerrados al público?

Queremos que quede claro un concepto: NO somos partidarios de criticar ni afear la celebración de los III Premis anoche. Al contrario, suponen una demostración necesaria de músculo en un sector que apoyamos desde ESPORTBASE como es el audiovisual.

Que nadie piense que reivindicamos que dicha gala no se tenía que haber celebrado. Claro que debió celebrarse, y su discurrir fue de lo más seguro y normal. Más bien, supone apuntar de nuevo a la ausencia total de coherencia en la aplicación de medidas sanitarias por parte de las autoridades de la Comunitat, que parecen haber escogido el deporte formativo y a las familias que lo componen como fuente de todos los problemas mientras las cifras de contagios han ido en aumento.

¿Qué diferencia una imagen como la que abre estas líneas respecto a un recinto deportivo con su grada, con capacidad para varios centenares de personas, acogiendo durante cada partido a un grupo de 30 o 40 padres con mascarilla y sentados manteniendo la distancia de seguridad?

Padres en el exterior La Figuereta, en Canet de Berenguer, este domingo | Foto: Óscar Tur

¿No será esa solución mil veces mejor que las imágenes que vemos, por tercer fin de semana consecutivo, de padres apelotonados en el exterior de los campos, al descubierto, colgados en las vallas o subidos a escalerillas para ver los partidos?

A menos que Sanitat decida recular, la situación se va a mantener como mínimo dos fines de semana más hasta llegar al próximo 9 de diciembre. Recintos deportivos al aire libre, con gradas amplias, con medidas de higiene, con personal de cada club trabajando para mantener la distancia de seguridad entre el público asistente… Todo ello insuficiente hasta la fecha para las autoridades sanitarias. Todo cerrado a cal y canto. Mientras, varios centenares de personas concentrados en un evento institucional en el Palau de les Arts cuentan con el beneplácito de Sanitat. No tiene sentido. Una incongruencia, nunca mejor dicho, de película. 

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.