Toda la información del fútbol base valenciano

VIDEO: El arrepentimiento del entrenador de benjamines que celebró ‘a lo loco’ un gol ante el CF Bufalà

COMPARTIR
, / 2274 0

Las imágenes han dejado a más de uno con la boca abierta: después de que su equipo de benjamines anote un gol, un joven entrenador (17 años) irrumpe en el terreno de juego para abrazar efusivamente a su futbolista y levantarlo en volandas. No contento con eso, mientras abandona el césped a la carrera, patea el balón del punto del centro del campo para evitar que el equipo local pueda sacar, indignando a los chavales del equipo contrario que piden explicaciones al árbitro, quien -ya fuera de las imágenes que se ven en el vídeo- muestra tarjeta roja al técnico. De nuevo, una acción que nos deja a todos ojipláticos.

Ocurrió este sábado en un choque de benjamines entre el CF Bufalà de Badalona y la UE Sant Andreu. El club local, que no podía dar crédito a lo ocurrido, compartió el vídeo de lo sucedido en sus redes sociales presa de la indignación: “Una pena ver acciones como la que protagoniza este entrenador del Sant Andreu, los valores que debemos enseñar como formadores nunca deben ser estos. Hay que saber perder, pero sobre todo hay que saber ganar“, indicaron en su tuit.

La UE Sant Andreu no tardó en ofrecer sus explicaciones y pedir disculpas por lo sucedido: “Pedimos disculpas al CF Bufalà. Comprendemos el malestar que ha podido provocar este hecho. Los responsables del fútbol base ya han hablado con el entrenador y se tomarán las medidas que se consideren oportunas para que este hecho desafortunado no se repita”, indicaron desde la entidad, que también “condenó” que se esté usando “un acto individual para atacar gratuitamente el honor” de su club “desde las redes sociales, a menudo desde el anonimato”.

¿Y el joven entrenador? El técnico no tardó apenas en pedir disculpas públicamente por su excesiva celebración a través de una carta abierta enviada a través de las redes sociales del Sant Andreu: “Asumo toda la responsabilidad, no tenemos que olvidar que estamos formando a niños y esa debe ser la premisa básica de todo entrenador. Nunca he tenido ningún incidente en un campo de fútbol y a día de hoy sigo sin saber por qué he hecho esa acción. Todo ha sido la tensión del partido y, lejos de intentar justificarme, sigo asumiendo toda la responsabilidad”, explicó en su misiva.

La cartulina roja que le fue mostrada fue, según el técnico, “la primera tarjeta roja que veo en toda mi vida, sumando el tiempo en el que fui jugador y entrenador”. Además, recalcó que pidió disculpas “a la grada, jugadores y cuerpo técnico rival” nada más ser amonestado y al marcharse del terreno de juego. “Ha sido una equivocación muy grave y esto no debería ocurrir nunca. Reitero mis disculpas y, entre todos, tenemos que intentar hacernos mejores entre nosotros”, concluye.

Para zanjar el asunto, este domingo el CF Bufalà emitió un comunicado oficial dando el incidente por solventado: “La entidad UE Sant Andreu se ha disculpado públicamente y por supuesto las hemos aceptado. Reiteramos, la denuncia no es hacia dicha entidad, es hacia un acto inaceptable. Dicho esto, todos debemos poner de nuestra parte para que la formación mejore”, explicaron en sus redes. Así, lo sucedido queda en una anécdota desagradable de la que el propio entrenador y todos los involucrados aprenderán para que no se repita en el futuro.

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.