Toda la información del fútbol base valenciano

Lío entre el entrenador del Barça Femení y el Rayo Vallecano por un presunto ‘insulto racista’ hacia Andressa Alves

COMPARTIR
, / 561 0

Foto: Liga Iberdrola

El entrenador del Barcelona Femenino, Lluís Cortés, explicó tras la victoria por 0-4 ante el Rayo Vallecano que la brasileña Andressa Alves, expulsada en el minuto 74, “recibió un insulto racista”.

“Andressa es una jugadora extranjera que recibe un insulto racista durante el partido y eso es un tema muy grave que tenemos que erradicar entre todos”, expuso el técnico azulgrana al término del partido, correspondiente a la 20ª jornada de la Liga Iberdrola.

Lluís Cortés, quien dijo “no” justificar la reacción de la internacional brasileña, apuntó que “la gente debe entender que los insultos racistas son muy graves” y pidió “intentar entre todos que esto no suceda más”.

Andressa Alves fue expulsada tras encararse con una jugadora rival justo después de ese lance. Entonces, el Barcelona ya iba ganando por 0-4, con goles de Alexia Putellas, Lieke Martens, Mariona Caldentey y Asisat Oshoala.

“Hemos podido encarrilar el partido bastante pronto y eso te da más tranquilidad en el juego, para tener el balón y no tener tanta prisa. Eso es lo que te puede hacer perder balones en zonas comprometidas y ellas lo pueden aprovechar. Creo que hemos hecho un buen partido, especialmente en la primera parte que ha sido muy buena. En esa línea tenemos que seguir”, abundó Cortés.

Shei García se defiende y el Rayo la respalda

Shei García, jugadora del Rayo Vallecano, negó poco después en sus redes sociales haber proferido insulto alguno racista hacía la brasileña.

“¡Aclaro lo sucedido! No se va a manchar mi imagen cuando en ningún momento he dicho insultos racistas a la jugadora del Barça. Espero que un club como el Barça deje de manchar la imagen de una jugadora que solamente quiere disfrutar de su sueño que es el jugar al fútbol, Gracias”, se recoge en dos twits publicados por Shei García en su red social.

Ya en la madrugada del domingo, el Rayo Vallecano emitió un comunicado oficial saliendo al paso de las acusaciones hacia su jugadora:

Después de hablar con nuestra jugadora, Sheila García, y con otros miembros del equipo y tras analizar detenidamente las imágenes del incidente ocurrido en el transcurso del encuentro, negamos rotundamente que en algún momento se vertieran ofensas o insultos racistas a la jugadora del FC Barcelona, Andressa Alves. En las imágenes del incidente se observa perfectamente como tras una acción fortuita en la que Sheila toca la pierna de la jugadora contraria, esta responde inmediatamente con una reacción de violencia desproporcionada. Esta acción se produce a aproximadamente un metro de la colegiada, la cual no escucha nada (ya que no se produjo) y por ello en ningún momento indica en el acta del partido que se produjera insulto u ofensa alguna hacia Andressa Alves. Es más, esta acción de violencia, desmedida, desproporcionada e injustificada de la jugadora del FC Barcelona fue castigada con la expulsión, ya que como acertadamente indica la árbitra en su acta del partido, solo la intervención de otras jugadoras evitó males mayores.

El club rayista añadió que considera “inaceptables y deleznables” las acusaciones del preparador culé hacia su jugadora: “Lamentamos profundamente la utilización malintencionada que ha hecho una jugadora de su color de piel con el único fin de culpar a una compañera de su propia violencia, y aún más si cabe, la actitud de su entrenador justificando la misma, ya que las jugadoras de la Liga Iberdrola deben ser ejemplo para los múltiples niños y niñas que las siguen y la violencia no solo es un valor a no justificar, sino a condenar”, sentenció.

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.