Toda la información del fútbol base valenciano

Suspendido un partido de Prebenjamines en Puzol por insultos y amenazas al árbitro

COMPARTIR
, / 2256 0

Foto: Caxton College

El partido disputado este sábado 1 de diciembre en Puzol entre jugadores Prebenjamines de Caxton College y CDF Canet hubo de ser suspendido por el árbitro a seis minutos de su conclusión, con 1-0 en el marcador a favor de los locales, debido a insultos y amenazas procedentes de algunos de los padres de la escuadra visitante.

Según las versiones contrastadas por este medio, el choque -que medía a jugadores de 6 años que están en el Grupo 1 del Campeonato Prebenjamín Primer Año de Valencia– fue suspendido de manera prematura por el colegiado, quien se retiró a vestuarios acompañado por el delegado y técnico locales, debido al clima de hostilidad generado por un sector de aficionados visitantes, que amenazaron al árbitro con “esperarle fuera” del recinto ocupado por el Caxton College en la localidad puzolenca.

El partido, correspondiente a la jornada 8 del torneo y disputado en el campo interior del colegio, arrancó con normalidad pero pronto una parte de los padres del CDF Canet comenzaron las protestas al trencilla. Las recriminaciones se prolongaron hasta bien entrada la segunda mitad, cuando alcanzaron cotas excesivas tras señalizar un penalti por mano en el área visitante (que el Caxton falló).

Hasta tal punto, que el árbitro pidió al coordinador del club local, José Gil, que se retirase a los padres y aficionados de ambos equipos de la grada para que el choque pudiese transcurrir con normalidad. La decisión provocó todavía más crispación entre el sector visitante. El árbitro, ante la imposibilidad de seguir, decretó el final del choque. Según fuentes del equipo local, también los dos entrenadores visitantes (que fueron amonestados) estaban “muy alterados” y recriminaron al árbitro su actuación, aunque sin insultarle en ningún momento.

Cuando el colegiado se retiraba, alguno de los padres del Canet espetaron al colegiado que “le iban a esperar en la puerta”. Una situación que finalmente no se produjo, aunque el clima de tensión hizo que el coordinador del Caxton advirtiese de que se llamaría a las fuerzas del orden si no se calmaban los ánimos. “Lamentable espectáculo con niños de seis años”, lamentó el Caxton a través de sus redes sociales.

El CDF Canet recabará información antes de tomar medidas

A la espera de que el árbitro redacte y publique al acta del choque (el trencilla avisó a los presentes de que reflejaría los sucesos por escrito), desde el club visitante tienen una versión de los hechos “que se diferencia un poco” de la del cuadro local. Fuentes del Canet indicaron a este periódico que sus entrenadores han reconocido haber protestado al árbitro por su actuación, pero que “no insultaron ni amenazaron en ningún momento”.

De igual manera, el club y su coordinación mantendrá una reunión con testigos presenciales este mismo sábado para recabar datos y conocer de primera mano los detalles de lo ocurrido. “Toda la información que tenemos ahora mismo viene de los entrenadores de ambos clubes y del propio Caxton, y todos coinciden en que algunos padres han insultado al árbitro“, agregan. También indican que alguno de los padres se ha mostrado “avergonzado” por el comportamiento de sus compañeros de grada.

Una vez se esclarezca lo sucedido, el Canet valorará las medidas a tomar. En temporadas anteriores, la entidad ya ha expulsado a padres de sus instalaciones tras protagonizar incidentes, “obligándoles a firmar un papel” para refrendar que no tienen acceso al recinto deportivo mientras su hijo juega.

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.